hoang-thanh.jpg

Hanoi ya es un epicentro de la cultura, que se manifiesta en calidad de patrimonio mundial, y esto ya lo anunció la Unesco. Por lo que he visto en algunas noticias, al lado de este lugar, se construirá un parque, que será licitado o algo así.

Aunque la mayor parte de la Ciudadela de Thang Long fue destruída por los colonialistas franceses, los restos que quedan, pueden proporcionar una visión fascinante de lo que es la historia de Vietnam.

La Puerta del Norte, o de Bac Cua, tiene agujeros hechos por las balas de cañón que fueron disparados por buques de guerra franceses. Una vez que se llega a la zona prohibida, la antigua ciudadela de Hanoi queda abierta al público.

El Instituto de Arqueología, a finales del 2003, anunció los resultados iniciales de la excavación más grande que se haya hecho en Vietnam hasta la fecha. La gente quedó asombrada por el descubrimiento, que dejó a la vista las capas más profundas que han contenido las pruebas de los edificios de la época Thang Long, o de la Ciudadela de Dai La.

En la capa descubierta, las columnas de madera permanecen intactas en el medio ambiente de arcilla creado por el aluvión del Río Rojo. Hay también pozos antiguos y tejas decoradas con cabezas de animales de terracota.

La siguiente capa, contiene trazos arquitectónicos de las dinastías Ly Tran, incluyendo una base contrafuertes, las columnas de cimentación talladas con motivos de dragones, una base de azulejos y canales de desagüe. Los arqueólogos encontraron una sofisticada arquitectura decorativa que se basa, en figuras de ave fénix, hojas de árboles bo y figuras de dragón, confirmando que la tecnología de fabricación, los hornos y las habilidades de la época eran bastante avanzadas. La mejor prueba de esto es que luego de casi un milenio, el esmalte de color se mantuvo intacto.

La capa superior de la excavación en la calle 18 Hoang Dieu, reveló los restos de la dinastía Le, con estructuras de madera, ladrillos y pozos de paredes martilladas. Lo más fascinante son las tejas decoradas con cinco dragones que muestran sus garras, especialmente diseñadas para los palacios reales y objetos de cerámica para usos reales.

Los objetos que se han desenterrado, ya han dejado al descubierto el valor cultural y histórico de esta ciudadela. Esta ciudadela está abierta al público, por lo que es visita obligada de cualquier viajero.

Vía/ Traveldudes